La policía de Nueva York apresó a un hombre de Long Island de 55 años acusado del asesinato de su novia de 39 años, quien fue encontrada sin vida y con heridas de balas en un apartamento de lujo que compartían.

Mark Small, de Elmont, se ha declarado inocente el martes por la muerte de Marivel Estévez. Sin embargo, fue puesto en prisión preventiva en espera de su próxima audiencia, de ser declarado culpable de los cargos, podría enfrentar cadena perpetua.

El cuerpo de Estévez fue encontrado en su cama el 30 de julio cuando los policías dieron seguimiento a una solicitud de verificación de bienestar de un compañero de trabajo preocupado. Fue declarada muerta en la escena.

Small fue detenido en un hospital, adonde lo habían llevado después de verse involucrado en un accidente con el auto de Estévez mientras perseguía a su perro, que supuestamente se llevó del apartamento, en Long Island Expressway el 2 de agosto.