Esta viernes ha vuelto a la comunidad de Port Chester, en Terrace Avenue, la despensa de alimentos, con comida accesible para las personas del vecindario y comunidades cercanas, luego de haberse retrasado por el mal tiempo que atravesaba la ciudad.

Se repartió la cantidad de 9,804 libras de alimentos, atendiendo a más de 389 personas, gracias a los esfuerzos de voluntarios y organizaciones que suman fuerzas para brindar ayuda a las familias que más lo necesitan.