El 4 de julio las calles de Estados Unidos se llenan de banderas con barras y estrellas para conmemorar el Día de la Independencia.

Durante el siglo XVI, algunas potencias europeas, como el Imperio Británico, cruzaron el océano Atlántico y establecieron sus colonias en el continente americano, donde implantaron su propio gobierno y se impusieron a la población autóctona.

Los ingleses establecieron un total de 13 colonias británicas en América del Norte: Massachusetts, Nuevo Hampshire, Rhode Island, Connecticut, Nueva York, Pennsylvania, Nueva Jersey, Delaware, Maryland, Virginia, Carolina del Norte, Carolina del Sur y Georgia.

Después de la Guerra de los Siete Años (1756-1763) contra Francia, Inglaterra comenzó a tener muchos problemas económicos: el país estaba prácticamente en bancarrota. Por esta razón, el Imperio británico decidió imponer una serie de impuestos sobre las colonias americanas para recaudar más dinero.

El 4 de julio de 1776, en mitad del conflicto, 56 congresistas estadounidenses aprobaron la Declaración de Independencia de los Estados Unidos, un texto redactado por Thomas Jefferson, John Adams y Benjamin Franklin. Aun así, la Independencia no puso fin a la guerra con los británicos, que duró hasta 1783.

El Congreso Continental de Filadelfia aprobó entonces por unanimidad que las 13 colonias norteamericanas que formaban parte de los territorios de Gran Bretaña en el continente americano eran oficialmente independientes a partir de ese momento, motivo de celebración cada 4 de julio.

Las batallas ganadas por Washington en diferentes ciudades, consolidaron la independencia a costa de enormes sacrificios. Por esta razón, se le ha considerado como “el primero en la paz, el primero en la guerra y el primero en el corazón de sus conciudadanos”.

A 246 años de la declaración de Independencia de Estados Unidos, sus ciudadanos conmemoran está gesta con patriotismo, reuniones familiares, fuegos artificiales y más.

El presidente Joe Biden, y la primera dama, Jill Biden, organizarán una parrillada del 4 de julio para familias de militares en el jardín sur de la Casa Blanca el lunes por la tarde. También verán más tarde en el día la exhibición de fuegos artificiales del Día de la Independencia en el National Mall.

Exhibiciones de fuegos artificiales, grandes y pequeñas, iluminarán el cielo nocturno en ciudades desde Nueva York hasta Seattle, desde Chicago hasta Dallas. Sin embargo, otros, particularmente en las regiones del oeste afectadas por la sequía y propensas a los incendios forestales, se abstendrán de ellos.