Brasil ha elegido a Luiz Inácio Lula da Silva como presidente del pa´ís, tras ganar en segunda vuelta las elecciones presidenciales 2022, sin embargo, el actual mandatario Jair Bolsonaro aún no ha reconocido públicamente su derrota.

El silencio de Bolsonaro alerta en que posiblemente no coopere con una transferencia de poder. Antes de la segunda vuelta electoral de este domingo, Bolsonaro y algunos de sus aliados hicieron afirmaciones infundadas sobre fraude electoral y trato injusto por parte de la prensa.

Este lunes, en las primeras declaraciones públicas de un miembro del círculo íntimo de Bolsonaro desde su derrota, el senador e hijo mayor del mandatario Flavio Bolsonaro envió un mensaje en Twitter. “¡Gracias a todos los que nos ayudaron a rescatar el patriotismo, que oraron, oraron, salieron a las calles, dieron su sudor por el país que está trabajando y le dieron a Bolsonaro el voto más grande de su vida! ¡Levantemos la cabeza y no renunciemos a nuestro Brasil! ¡Dios está a cargo!”, escribió.

Algunos de los seguidores de Bolsonaro todavía esperan saber de él: camioneros bloquearon avenidas y carreteras principales en al menos 12 estados de Brasil este lunes, mientras afirmaban que los resultados fueron demasiado reñidos y que querían escuchar Bolsonaro, según CNN Brasil.

El presidente del Senado de Brasil, Rodrigo Pacheco, ya felicitó públicamente a Lula da Silva y sus partidarios.