Una explosión ha tenido lugar en la puerta este del aeropuerto de Kabul. Las primeras noticias hablan de disparos posteriores y de al menos 15 heridos, entre ellos tres marines de EEUU. El suceso ha tenido lugar en la conocida como Abbey Gate, el lugar por donde han cruzado la mayoría de personas que han tratado estos días de ser evacuadas de la capital afgana. Según un informe inicial citado por un funcionario estadounidense, se podría tratar de un ataque suicida.

El Ministerio de Defensa de Turquía dijo el jueves que ocurrieron dos explosiones separadas fuera del aeropuerto de Kabul, y agregó que no hubo daños a las unidades turcas en el área. Anteriormente, el secretario de prensa del Pentágono de Estados Unidos dijo que había habido una explosión fuera del aeropuerto de Kabul.

El posible atentado se habría ejecutado con un conocido como SVBIED o vehículo bomba, capaz de provocar multitud de muertos. Los militares españoles desplegados en Afganistán se encuentran a salvo tras la explosión registrada en las inmediaciones del aeropuerto de Kabul, según han informado fuentes del Ministerio de Defensa. Tampoco entre las tropas alemanas, informó Reuters.

 En las últimas horas, varios países han detenido los procesos de evacuación, que tenían previsto completarse este viernes, citando “amenazas creíbles” de atentados por parte del Estado Islámico en el Jorasán, la rama afgana del también conocido como Daesh. Hasta el momento ninguna organización ha reivindicado su autoría.

 El Ministerio de Defensa británico asegura que está trabajando urgentemente para establecer lo que sucedió. “Estamos trabajando urgentemente para establecer lo que sucedió en Kabul y su impacto en el esfuerzo de evacuación en curso”, dijo el Ministerio de Defensa en Twitter. “Nuestra principal preocupación sigue siendo la seguridad de nuestro personal, los ciudadanos británicos y los ciudadanos de Afganistán. Estamos en estrecho contacto con Estados Unidos y otros aliados de la OTAN a nivel operativo sobre la respuesta inmediata a este incidente”.

 En este penúltimo día de evacuación de civiles -estaba previsto que durante el fin de semana y hasta el próximo martes se complete la salida de tropas-, cientos de afganos seguían agolpándose junto a la puerta este, con o sin salvoconducto para ser evacuados. Buscaban una oportunidad para huir de la amenaza de los talibán o de previsibles paupérrimas condiciones de vida.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here