Los estadounidenses conmemoran el lunes el Día de los Presidentes, un feriado federal en honor a todos los presidentes de Estados Unidos.

El feriado se celebra el tercer lunes de febrero, el mes de nacimiento de dos de los presidentes más destacados del país: George Washington, el primer presidente de la nación, y Abraham Lincoln, quien dirigió al país durante la Guerra Civil.

Si bien algunos trabajadores estadounidenses tienen el día libre, incluidos los empleados federales y los banqueros, muchos trabajan.

Este feriado, que tiene lugar en pleno invierno, no está asociado con las barbacoas y los picnics de los feriados de verano y, a menudo, se utilizan como una oportunidad para que los negocios y comercios ofrezcan descuentos a los que eligen la fecha para comprar desde automóviles hasta ropa y electrodomésticos.

Este año, la casa de subastas con sede en Boston, RR Auction, está programando una subasta de objetos presidenciales. Cerca de 300 objetos presidenciales están disponibles para pujar en la subasta en línea, incluido el suéter carmesí Harvard de John F. Kennedy, mechones de cabello de Washington y una fotografía firmada de Lincoln.

La subasta también incluye documentos de muchos presidentes, incluidos John Quincy Adams, James Madison y Ulysses S. Grant.

 Inicio de la conmemoración

El Día de los Presidentes comenzó con la celebración del cumpleaños de Washington cada año el 22 de febrero.

El Congreso convirtió oficialmente el día en feriado federal en 1968, cuando también lo trasladó al tercer lunes de febrero para convertirlo en un fin de semana de tres días.

En ese momento, algunos argumentaron que el feriado debería incluir una celebración del cumpleaños de Lincoln, que cae el 12 de febrero, y que se le cambie el nombre de Cumpleaños de Washington a Día de los Presidentes.

Los legisladores rechazaron esa idea y la festividad todavía se llama oficialmente del nacimiento de Washington. Sin embargo, el día ahora se conoce comúnmente como Día de los Presidentes y es visto por la mayoría como una celebración de todos los presidentes de Estados Unidos.

Presidente No. 46

Cuando Joe Biden asumió el cargo el 20 de enero, se convirtió en el 46º presidente del país.

Es el décimoquinto presidente que anteriormente se desempeñó como vicepresidente. De ellos, ocho asumieron la presidencia debido a la muerte de un presidente, mientras que uno, Gerald Ford, asumió el cargo después de la renuncia de un presidente, Richard Nixon.

Biden, quien sirvió bajo la presidencia de Barack Obama, es solo el segundo vicepresidente en tomar la presidencia luego de esperar un término. La única otra persona que hizo esto fue Nixon, quien se desempeñó como vicepresidente del presidente Dwight D. Eisenhower de 1953 a 1961, pero no ganó la presidencia hasta 1968.

El actual presidente estadounidense, quien también se desempeñó en el Senado durante 36 años, sigue la tendencia de los presidentes que anteriormente sirvieron en el Congreso, convirtiéndose en el 26º presidente en haber sido representante o senador. Diecisiete senadores se han convertido en presidente, incluido Biden, pero solo tres senadores pasaron directamente del Senado a la Casa Blanca: Warren G. Harding, Kennedy y Obama.

Biden es solo el segundo presidente católico, después de Kennedy, y todos los demás presidentes han sido protestantes. Ningún presidente ha sido judío o musulmán y aunque ninguno ha profesado públicamente el ateísmo, algunos pensaban que Thomas Jefferson, Lincoln y William Howard Taft eran agnósticos o ateos.

Es además el presidente de mayor edad en ingresar a la Casa Blanca a los 78 años, superando a Donald Trump, quien anteriormente ostentaba el título, asumiendo el cargo en 2017 a los 70 años.

El presidente más joven, Theodore Roosevelt, se convirtió en presidente a los 42 años, seguido de Kennedy, que llegó a la Casa Blanca a los 43 años.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here