Tras cuatro meses de calvario por culpa de las lesiones, el debut de Sergio Ramos con el PSG podría efectuarse este domingo contra el Saint-Étienne en el encuentro correspondiente a la jornada 15 de la Ligue 1. El central andaluz, ya recuperado de sus molestias en el sóleo, lleva tres semanas de entrenamientos sin problemas y, según informa L’Équipe, tiene muchas probabilidades de jugar el domingo en el Geoffroy-Guichard.

Este miércoles, el camero salió a calentar al césped del Etihad en la segunda parte en la derrota del PSG contra el Manchester City. Ramos estuvo 30 minutos calentando, pero ante la dificultad del encuentro, Pochettino optó por reservarle. Lleva sin competir desde el 5 de mayo y haberle dado minutos en un encuentro de tanta exigencia habría sido un riesgo para la salud del jugador.

No obstante, el estado físico de Ramos sigue siendo una incógnita. Tras seis meses sin competir, el defensa está todavía lejos de su plenitud física. Lo que no está en duda es su liderazgo. La experiencia del internacional español, unido a su carácter, le pueden dar una alternativa a Pochettino. Según L’Équipe, no se descarta que, con la integración del de Camas en el equipo, el PSG comience a jugar con tres centrales, un sistema que podría, en cierta medida, tapar las carencias defensivas del conjunto parisino, aquejado notablemente en el Etihad por la falta de compromiso defensivo del trío mágico ofensivo formado por Neymar, Mbappé y Messi.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here