La Organización Panamericana de la Salud (OPS) anunció la selección de dos centros regionales para el desarrollo y la producción de vacunas ARNm en Argentina y Brasil, con el fin de hacer frente a la COVID-19 y a futuros desafíos de enfermedades infecciosas.

El Instituto de Tecnología en Inmunobiológicos de la Fundación Oswaldo Cruz (Bio- Manguinhos / FIOCRUZ) fue seleccionado como centro en Brasil. Éste cuenta con una larga trayectoria en la fabricación de vacunas y ha realizado prometedores avances en el desarrollo de una innovadora vacuna de ARNm contra la COVID-19.

La empresa biofarmacéutica del sector privado Sinergium Biotech fue seleccionada como centro en Argentina y se asociará con la compañía de biotecnología mAbxience, perteneciente al mismo grupo, para desarrollar y fabricar los ingredientes activos de la vacuna. Ambas empresas tienen una amplia experiencia en la producción y el desarrollo de vacunas y otros productos médicos biotecnológicos.

El anuncio fue realizado por la doctora Soumya Swaminathan, que lidera el sector de Ciencia de la Organización Mundial de la Salud (OMS), y el doctor Jarbas Barbosa, subdirector de la Organización Panamericana de la Salud, durante un evento paralelo como parte de la 59ª reunión del Consejo Directivo de esta última agencia de la ONU.

El evento, que tenía por título “Transferencia de tecnología para la producción de vacunas de ARNm en las Américas”, reunió a ministros de Salud y otras autoridades de los países de la región para discutir la producción de vacunas.

Un duro trabajo por delante que se traducirá en equidad vacunal

Un mensaje de "Todos por las vacunas" en el sambódromo de Sao Paulo, Brasil

“Felicitamos a los dos centros seleccionados”, manifestó el doctor Barbosa y agregó: “queda un duro trabajo por delante, pero nos mueve la convicción de que este esfuerzo se traducirá en un acceso oportuno y equitativo a las vacunas en nuestra región, que sigue siendo la más afectada por esta pandemia”.

La selección es el resultado de una convocatoria de manifestaciones de interés promovida por la Organización Mundial de la Salud de abril de 2021 en la que se invitó a fabricantes e instituciones de investigación públicas y privadas a contribuir al establecimiento de centros de transferencia de tecnología de vacunas de ARNm contra la COVID-19 en economías emergentes.

La iniciativa contó con el apoyo de socios mundiales, como el Medicines Patent Pool. 

La convocatoria atrajo una treintena de expresiones de interés de empresas e instituciones científicas latinoamericanas.

Para asegurar la sostenibilidad y aumentar aún más la capacidad regional, la agencia de la ONU para la salud en el continente lanzó una segunda convocatoria de expresiones de interés en agosto de 2021.

Esta convocatoria estuvo dirigida especialmente a fabricantes interesados en formar parte de un consorcio regional para suministrar reactivos de grado farmacéutico y otros insumos para la producción de vacunas de ARNm.

Colaboración regional

Las personas de edad avanzada comenzaron a recibir las vacunas COVID-19 en Lima, Perú, a finales de marzo de 2021.

La OPS también presentó recientemente la Plataforma Regional para el Avance en la Producción de Vacunas y otras Tecnologías Sanitarias para la COVID-19 en las Américas, que apoyará la colaboración entre países y agencias para aplicar la capacidad regional existente de biomanufactura a la producción de vacunas COVID-19 y otras tecnologías médicas.

La plataforma se basa en el principio de que la fabricación farmacéutica debe ser de nivel regional y beneficiar a toda la región, además de que la distribución de vacunas se efectuará por parte del Fondo Rotatorio de la Organización Panamericana de la Salud a todos los países.

“Los retrasos en la producción (de vacunas) han hecho que muchos países (de la región) sigan esperando las dosis que compraron hace meses. La limitación del suministro de vacunas sigue retrasando” la vacunación, sostuvo la directora de la agencia, Carissa F. Etienne, en su discurso de apertura del evento.

“Esta producción limitada y la distribución desigual de las vacunas frente a la asombrosa demanda dificultan nuestra respuesta a la COVID-19 en las Américas. La vacunación masiva es fundamental para controlar la pandemia”, añadió.

Las Américas ha sido la región más afectada por la COVID-19 a nivel global hasta la fecha, con 87,6 millones de casos registrados y más de 2,16 millones de vidas perdidas. La distribución de las vacunas sigue siendo desigual y pocos países de la región han alcanzado el objetivo de vacunación de 40% de la población establecido por la OMS.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here