El Estado está ampliando los grupos prioritarios de personas elegibles para recibir una vacuna. El grupo ampliado incluye empleados de centros de atención de urgencia, personas que administran vacunas COVID-19 (incluido el personal del departamento de salud local) y residentes de las instalaciones de la Oficina de Servicios y Apoyo para Adicciones (OASAS) del Estado de Nueva York.

La próxima semana, el estado espera expandir aún más el grupo elegible para la vacunación a los trabajadores de atención ambulatoria y los trabajadores de salud pública de cara al público.

“A medida que continuamos distribuyendo la vacuna en todo Nueva York, nos encontramos con un nuevo problema: posible fraude por parte de un proveedor de atención médica. El Departamento de Salud del Estado tuvo conocimiento de los informes de que un proveedor de salud del Condado de Orange pudo haber obtenido vacunas COVID-19 de manera fraudulenta y haberlas desviado a miembros del público, en contra de la guía del estado de administrar la vacuna primero a los trabajadores de atención médica de primera línea, como así como residentes y personal de hogares de ancianos. El Departamento de Salud del Estado está ayudando a la Policía Estatal en una investigación criminal sobre este asunto” afirmó el gobernador Andrew Cuomo.
 
Ademas el gobernador destacó “hoy firmé una Orden Ejecutiva que establece que un proveedor puede recibir una multa de hasta $ 1 millón y perder todas las licencias estatales si se determina que cometió fraude o administró intencionalmente una vacuna a una persona que no es elegible. Nos tomamos muy en serio esto y no toleraremos ningún fraude en el proceso de vacunación. Aquellos que incurran en fraudes deberán rendir cuentas”.

Mientras el total de hospitalizaciones ascendió a 7.559. De las 124.866 pruebas informadas ayer, 10.407, o el 8,33 por ciento, fueron positivas. Ayer había 1.222 pacientes en la UCI, 35 más que el día anterior. De ellos, 717 están intubados. Lamentablemente, perdimos 114 neoyorquinos por el virus.

Aproximadamente 140,000 neoyorquinos hasta la fecha han recibido una dosis de la vacuna COVID-19. Nueva York espera recibir 259.000 dosis adicionales esta semana, 139.400 de Pfizer y 119.600 de Moderna.
 
El oeste de Nueva York tiene ahora la cuarta tasa de infección positiva más baja del estado. La región tuvo la tasa de positividad más alta del estado y felicito a los residentes del oeste de Nueva York por adelantarse a la tasa de infección.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here